Sendero de luna, de Patricia Díez Díez, es una de las novelas aspirantes al Premio literario Amazon Storyteller 2020. El thriller, el principal estilo de esta obra, es uno de los más cultivados dentro del concurso aunque, como veremos, desde hace un par de años hay una tendencia a mezclar géneros, tendencia propiciada por la misma plataforma que ha empezado a seleccionar finalistas e, incluso, ganadores, con novelas híbridas. Quizás, por esta razón, cada vez cuesta más encontrar un género puro en las novelas que se presentan al premio. Tampoco es el caso de Sendero de luna, quien ha sabido desplazar ligeramente el grado de thriller a su favor, incluyendo una serie de elementos psicológicos y biológicos para enredar mucho más la trama.

Sendero de luna sucede, principalmente, en un pueblo aislado de las montañas leonesas cuyo nombre hace gala al título. El pueblo es ficticio, pero el lector puede imaginarse fácilmente cómo será el ambiente del mismo.  León es una provincia conocida por sus bajas temperaturas, atmósfera que siempre da un toque escalofriante a ciertas ambientaciones. Mencía, maestra de infantil, es destinada a dicho pueblo y pronto se desplaza hasta él. Mencía es también quien nos narra toda la historia, en primera personaje, por lo que tenemos una visión privilegiada.

Los primeros capítulos de Sendero de luna nos introducen de lleno en la novela, con un ritmo ágil y una narración cercana. Estos capítulos también nos sirven para introducir a Mencía como protagonista y a personajes secundarios que tendrán un peso importante en la trama a medida que esta avanza. Mencía es un personaje muy humano, pues asistimos a tus traumas del pasado, como esa relación misteriosa con su padre, a sus ataques de pánico, a las técnicas de relajación que le aconsejó la psicóloga, a sus sueños, y a toda clase de tribulaciones. Es un personaje dinámico, con matices, muy importante al ser quien llevará todo el peso del argumento.

Entramos en Sendero de luna en mitad de la noche porque así lo requiere el guion. Mencía toma un taxi hasta el pueblo y, ya dentro del vehículo, empezamos a ver las orejas al lobo. El taxi no quiere penetrar en el lugar, por lo que Mencía se ve atravesando sola, en medio de la oscuridad, el bosque que separa al pueblo de la carretera. Mientras tomaba el sendero, unas luces verdes aparecen en la copa de los árboles y un niño, totalmente inexpresivo, rodeado de una colmena de avispas, irrumpe en su campo de visión. Debo reconocer que el tratamiento de las escenas de terror no tiene mucho impacto emocional, tal vez por una narración precipitada. Por tanto, este hecho, que desencadena el resto de sucesos extraños que ocurren en el pueblo, queda un tanto anecdótico.

No solo ocurren escenas extrañas, sino que, también, la propia Mencía se vuelve, en parte, extraña, comenzando una relación amorosa bastante artificial con uno de los habitantes del pueblo que, sin embargo, tiene sentido a medida que avanza la trama. Una trama que evoluciona de forma ascendente a nivel de personajes.

Algunas partes hubiesen requerido algo más de extensión y elaboración, pero, en global, la autora ha sabido encajar bien todas las piezas de su novela. Además, Sendero de luna es de ese tipo de historias que, al leerlas una segunda vez, te muestran todas esas pistas ocultas para el lector que se adentra en ella por primera vez. ¿No os pasó esto al ver por segunda vez Shutter Island? Sendero de luna va en esta línea (no argumental, ojo).

Para terminar, haré una breve referencia a ese subgénero que ha introducido y que, a propósito o no, es más actual que nunca. En la sinopsis, ya se advierte que deberíamos tener cuidado con otro tipo de virus, más peligrosos, incluso, que el que estamos viviendo a nivel global. ¿Es por esto que el final está siendo la parte preferida de la mayoría de lectores?

Patricia Díez Díez es una escritora leonesa, razón por la cual ha querido que su primera obra de ficción se localizase en la provincia de León, zona que se ha volcado, en cuanto a difusión en medios de comunicación locales, con ella. Anteriormente, había publicado un libro de relatos de autoayuda sobre los malos tratos, No me quieras tanto. También es su primera incursión en el Premio literario Amazon Storyteller 2020.

Por Eva Fraile, de La Reina Lectora.
@reinalectora

Título: Sendero de Luna
Autor:  Patricia Diez Diez
Editorial: Autopublicado
Publicado: 9 de mayo de 2020
Páginas: 307
ISBN: 979-8638193041
Compartir...