Co(n)razón
de Rocío Camacho

Publicación: 7 abril 2021
Editorial: Ediciones Martínez Roca
Páginas: 208
ISBN: 978-8427048638

Biografía del autor

Roció Camacho es una joven y exitosa influencer y empresaria, con cientos de miles de seguidores en su cuenta de Instagram, atraídos por su frescura, desparpajo, humor y positivismo.

En Co(n)razón, Rocío desnuda su alma y describe sus peores momentos, la frustración con sus estudios, las dudas sobre el futuro que le aguardaba como influencer o el deseo de una vida más tranquila. Su carrera es uno de los ejes principales de su vida, aquello que le ha llevado a la filosofía con la que ahora vive el día a día.

Tras años cursando el grado de Filología Inglesa, se dio cuenta de aquello no le apasionaba y decidió perseguir el sueño de su niñez: crear una línea de moda, Seima. Su primer libro es un compendio de reflexiones, consejos y relato de la experiencia de su vida a la vez que, con un cuidado diseño, será todo un objeto de deseo para sus lectores.

Sinopsis

En un mundo donde parece que si quieres triunfar estás obligado a seguir la corriente y no sacar demasiado los pies del tiesto, Rocío Camacho, en un ejercicio de humor y sentido común, da las claves para que nos atrevamos a hacer las cosas a nuestra manera.

Tiende la mano al lector para se quite los miedos y los prejuicios, haga el caso justo a las advertencias de sus mayores y sea capaz de derribar sus complejos y de lanzarse para conseguir sus sueños.

Si es verdad que la vida es un reto constante, no es menos cierto que todos llevamos dentro un deportista de élite. Sólo hace falta un poco de entrenamiento.

Un libro ideal para veinteañeros al borde del abismo de la edad adulta, a los que, por suerte, no les queda más remedio que empezar a asumir responsabilidades.

Nota de prensa

Siempre he creído que si no somos felices con lo que tenemos, tampoco
lo seriamos con lo que nos falta, y yo cada vez más me reivindico en
que lo único que necesitamos para ser feliz es esto: personas que te
hagan sentirte la persona más afortunada del mundo.

Un viaje por las experiencias y pensamientos de Rocío Camacho para descubrir una nueva perspectiva en nuestro día a día.

Rocío Camacho hace un ejercicio de reflexión sobre las creencias y refranes populares, fórmulas transmitidas a lo largo de las décadas que, para la autora, carecen de sentido en la actualidad.

De ese modo, y siempre desde una perspectiva positiva, Camacho ahonda en la falsedad de las apariencias, la importancia de abrirnos a nuevas oportunidades y de perseverar en aquello que nos importa.

Co(n)razón recopila las experiencias de Rocío Camacho, pero también los aprendizajes que ha ido desarrollando a lo largo de los años, esperando que el lector pueda inspirarse en ellos para encontrar su propio camino.

 

PROLOGO:

Soy de esas mujeres a las que les gusta perderse en un laberinto de emociones en cada una de las experiencias que le brinda la vida, tanto en las buenas como en las malas. Siempre he tenido claro que no estoy hecha para seguir la corriente. Prefiero vivir en mi cocktail de sentimientos, energía y vivencias, arriesgando para llegar a ser la persona que me gustaría haber admirado de pequeña, aunque ello suponga sacrificar mi zona de confort.

Escribir estas páginas me ha supuesto una verdadera terapia emocional. He reído escribiendo un capítulo en un avión, he llorado en mi habitación trazando otro a altas horas de la madrugada, me he emocionado escuchando música mientras bocetaba ese otro capítulo que me removía todo. He curado heridas que daba por cerradas hasta que las he puesto sobre el papel. He sentido miedo al exponerme en ciertos temas y liberación al hablar de otros, pero, sobre todo, he disfrutado contándote mis aprendizajes en cada una de las páginas, como si esto fuese exactamente lo que pretende ser: una charla con una persona querida y cercana.

Considero que la vida es una disputa continua entre razón y corazón. Una discusión de esas que terminan con una reconciliación preciosa al descubrir que la mezcla de las dos es lo que nos hace tan rabiosamente humanos. Que la mezcla de las dos es lo único que puede enseñarnos a vivir, ayudándonos a descubrir que somos nosotros mismos quienes nos llenamos de miedos, sí, pero también somos nosotros mismos quienes nos llenamos de sueños.

 

NO ES ORO TODO LO QUE RELUCE

¿Quién no sueña con una vida ideal? Una casa propia, una familia con salud, unos ingresos económicos estables y altos, un grupo de amigos que siempre estén dispuestos a hacer planes, una pareja con aspiraciones y que nos cuide, mime y respete, viajar cuando nos apetezca, no tener problemas ni quebraderos de cabeza y vivir disfrutando todos los días… Pues bien, déjame decirte algo. ESO NO EXISTE.

Déjame contarte un poco más. Los primeros meses en que empecé a sufrir ansiedad, me machacaba a mí misma constantemente con que no podía ser que me pasase a mí, si estaba haciendo algo que me gustaba. Pensaba que era injusto que yo, que tenía la oportunidad de luchar por mi sueño, estuviese en un sinvivir continuo.

Pero poco a poco empecé a asimilar que esto era algo que me iba a acompañar durante muchos años mientras yo estuviese dispuesta a llevar un ritmo de vida frenético. ¿Sabes qué? Sigo siendo igual de feliz y considero que tengo una vida plena. He aprendido a convivir con ello. He aprendido que aunque sea un aspecto de mi vida que me cueste algún que otro mal rato, no me impide disfrutar de todas las cosas buenas que tengo a mi alrededor.

Es un reto más para aprender a controlar mi conciencia, aprender a tranquilizarme en momentos de estrés, y ¿sabes?, casi siento que me está haciendo cada vez más fuerte.

 

El que algo quiere, algo le cuesta

Aquí tenemos una de esas verdades que parecen obvias, que nadie cuestiona. Y una vez más, ese es el error. Porque si das por sentado que las cosas requieren un sacrificio, no serás capaz de ver el lado positivo, el reto, el aprendizaje.

Y si das por sentado que las cosas requieren un sacrificio no te atreverás a quejarte. Ni siquiera te permitirás desfallecer. Y ninguna de las dos cosas resulta sana. Es más que lógico que alcanzar nuestros objetivos nos cueste sacrificio, esfuerzo, tiempo y trabajo.

Cuando no sabemos controlar nuestra mente de la manera correcta, lo desconocido nos puede ocasionar un derrumbe mental en lugar de quedarse en un reto personal. Y es que lograr una meta supone importantes sacrificios mentales:

  • Tener muy claro nuestro objetivo.
  • No evadirnos ni desviarnos del mismo.
  • Superar obstáculos imprevistos.
  • Aprender a vivirlos como retos en lugar de como amenazas.
  • Dedicación constante y diaria. Renuncia.
  • Capacidad para decir adiós a planes que nos gustarían, pero que tenemos que denegar si queremos lograr nuestra meta.

Sin embargo, el optimismo y la positividad son los dos mejores estimulantes que podemos tener para alcanzar el éxito. Afrontar nuestros desafíos nos hace crecer, ser valientes y decididos.

La vida pone obstáculos pero los limites los pones tú.

*Contenido original proporcionado por la editorial Ediciones Martínez Roca

Enlaces de compra

eBook

Papel

Descubre las últimas Novedades Editoriales haciendo clic en la imagen

Compartir...